Tu mirada no sustituye a tu sonrisa: cómo perfeccionarla
  1. Todo empieza por una sonrisa
Pablo Sada García-Lomas

Todo empieza por una sonrisa

Por

Tu mirada no sustituye a tu sonrisa: cómo perfeccionarla

Diecisiete músculos de la boca y los ojos se flexionan para dibujar esta manifestación de bienestar, felicidad, estatus social, éxito profesional y paz

placeholder Foto: Foto: iStock.
Foto: iStock.

El acto de sonreír activas redes neuronales que mejoran el estado de ánimo y reducen el estrés. Se cree que sonreír aumenta los niveles de serotonina, incluso cuando la sonrisa es forzada. Sonreír no solo mejora tu salud y bienestar personal, sino que también tiene un impacto significativo en los que te rodean. No hay que subestimar el poder de una sonrisa. Una sonrisa transmite calidez, confianza, afecto, estatus social, éxito profesional y paz. Pero lo mejor de las sonrisas es que ayudan a sentirse bien con uno mismo.

La pérdida de dientes se asocia con depresión y ansiedad, y el estrés y la depresión estaban relacionados con la enfermedad periodontal

Hay muchos estudios que relacionan los problemas de salud dental con síntomas relacionados con la infelicidad. La pérdida de dientes, por ejemplo, se asocia con depresión y ansiedad. Se encontró que el estrés y la depresión estaban relacionados con la enfermedad periodontal (de las encías). Es frecuente que los complejos se oculten con un bigote, tapándose con la mano al hablar y especialmente al producirse el gesto de sonreír. Los investigadores incluso han descubierto que la infelicidad está relacionada con la frecuencia con la que uno va al dentista.

Por supuesto, muchas personas han podido llevar una vida feliz, incluso sin dientes, caries y enfermedades de las encías. Encuentran otras formas de ser felices. Sin embargo, hoy en día, con una odontología asequible a su alcance, ¿por qué seguir ese camino? ¿No preferirías tener una sonrisa de la que estuvieras orgulloso?

A lo largo de mis años de profesión, he visto que los pacientes que se han decidido a modificar la estética de su sonrisa no solo han pasado a ser plenamente felices, sino que además ha supuesto para ellos un cambio de carácter. De la noche a la mañana han pasado de ser excesivamente serios, incluso parecer antipáticos, a estar todo el día sonriendo, parecer encantadores… Y es de las mayores satisfacciones que me da mi profesión.

¿De qué depende una sonrisa armónica?

Una sonrisa armónica depende de la simetría y equilibrio faciales y dentales como el color, la forma y la posición de los dientes. Depende de tres elementos claves: labios, encías y dientes.

placeholder Foto: Unsplash/Chermiti Mohamed.
Foto: Unsplash/Chermiti Mohamed.

Desde un punto de vista fisiológico, una sonrisa se produce al flexionar 17 músculos ubicados alrededor de la boca y los ojos, y lo hace en dos etapas: durante la primera, se contraen el labio superior y los pliegues nasolabiales, y en la segunda, se contraen los músculos perioculares soportando la máxima elevación del labio superior y produciendo ojos entrecerrados. Por tanto, en la sonrisa interviene no solo la boca sino todo el gesto facial (ojos, labios, pómulos, barbilla, nariz…).

Alteraciones estéticas

Una relación distorsionada entre los componentes de la sonrisa (labios, dientes y encía) puede producir una sonrisa poco atractiva, como aquella que muestra más de 2 milímetros de encía (línea de sonrisa alta), lo que se conoce como sonrisa gingival. Se trata de una de las alteraciones más frecuentes en la población, con una prevalencia del 26% y puede estar producida por varios factores:

El primer factor sería un labio superior corto; el segundo, el exceso vertical maxilar (mandíbula superior excesivamente alta), y el tercer y último factor serían las alteraciones de la posición del margen gingival (contorno de los dientes y las encías).

Así afecta la mascarilla obligatoria

Nos encontramos con dos situaciones contradictorias. Hay quienes descuidan su salud odontológica e incluso los hábitos indispensables de higiene, dado que con la mascarilla evitan tener que mostrar su sonrisa, y hay quienes aprovechan el uso de la mascarilla para hacerse los tratamientos de ortodoncia o estética dental, especialmente si son de varios meses de duración. En este sentido, diría que hay una avalancha de solicitud de este tipo de tratamientos.

No olvidéis que este virus se concentra especialmente en la cavidad oral, nariz, garganta y laringe, por lo que mantener la boca higienizada es fundamental.

Juicio estético

Solo se puede realizar un juicio estético detallado viendo a los pacientes de frente durante la conversación para evaluar la alineación de la línea media dento-facial y la simetría derecha/izquierda de caninos y premolares.

Como hemos explicado, hay muchos factores que hay que analizar antes de poder definir el plan de tratamiento. El objetivo del cambio estético debe ser conseguir la armonía entre el sistema masticatorio, los músculos, las estructuras esqueléticas, las articulaciones, la oclusión y la estética de los dientes y de los tejidos gingivales.

No podemos olvidar que a medida que envejecemos, por la fuerza de la gravedad todo cae…, lo que, aplicado a la boca, implicará que los dientes superiores irán desapareciendo, mostrándose paulatinamente los dientes inferiores. Tampoco olvidemos que hay dientes que muestran juventud y otros que muestran vejez, y la base está en su tamaño y forma.

Estrategia de mejora

Las posibles técnicas dentales, por tanto, serán muy variadas y podrán ser desde un simple blanqueamiento dental, siempre detrás de una buena higiene, un tratamiento de ortodoncia como el estético Invisalign®, carillas de composite, porcelana o disilicato de litio, hasta restauraciones con recubrimientos e incrustaciones de porcelana.

placeholder Foto: Unsplash/@carocaro1987.
Foto: Unsplash/@carocaro1987.

Otros procedimientos consisten en empastes estéticos con posible sustitución de las antiguas amalgamas; coronas personalizadas si los dientes están significativamente dañados; implantes para restauración de piezas dentales; puentes cerámicos para reposición de varias piezas; recontorneado de encías y hueso para lograr simetría; alargamiento de coronas, eliminando el exceso de tejido en las encías, con lo que se logra una mayor longitud de los dientes; tallado selectivo de piezas; eliminación de diastemas o espacios entre los dientes y eliminación de triángulos oscuros entre dientes por encogimiento de papilas; curetaje de encías o tratamientos periodontales para recuperar la salud de la encía si se muestra sangrado; sustitución de restauraciones dentales antiguas antiestéticas o desgastadas que en algunos casos muestran una línea metálica oscura en la línea de encías; eliminación de caries y bacterias; ampliación si fuese preciso del tamaño de la mordida, incluso con cirugía ortognática, infiltraciones de volumen y contorneado; infiltraciones perioculares y/o de relleno de pómulos o para suavizar surcos nasogenianos o mejorar la tensión y flacidez del óvalo facial, o por último, algún tipo de cirugía plástica

En Clínica Sada, te asesoraremos sobre tu caso particular. Los resultados van mucho más allá de aumentar tu estética facial. ¡Te cambiarán la vida!

"Cada vez que sonríes a alguien es una acción de amor, un regalo para esa persona, algo hermoso" (Madre Teresa)

Salud Estrés
El redactor recomienda